Agenda Propia

Inicia proceso electoral de dirigentes en SNTISSSTE; primero reformarán estatuto 

Con la publicación de la convocatoria a congreso de reforma al estatuto, inicia el proceso electoral de sus próximos dirigentes en el cuarto sindicato en membresía en la burocracia nacional. El definitivo distanciamiento del presidente de ese sindicato con el nuevo director general del ISSSTE, obligó a Luis Miguel Victoria a plantear la necesidad de una planilla de unidad y de olvidar una segunda reelección.

Por el Pordiosero

Con la publicación, este lunes 3 de enero, de la convocatoria al segundo congreso nacional extraordinario en el que se reformará el estatuto para introducir el voto personal, libre, secreto y directo, el Sindicato Nacional de Trabajadores del ISSSTE (SNTISSSTE), inicia al proceso que concluirá con la elección de sus dirigentes para los próximos cuatro años.


El miércoles 14 de diciembre, en una reunión en la que físicamente estuvieron presentes los secretarios generales de las 17 secciones de la Ciudad de México y del Estado de México -el resto lo hizo a través de medios digitales-, Luis Miguel Victoria Ranfla dejó ver que ha rendido la plaza y que no encuentra condiciones para impulsar la candidatura de la doctora Norma Liliana Rodríguez Argüelles a la presidencia sindical, olvidarse de una posible segunda reelección e incluso de alentar una opción sorpresiva. Las cartas marcadas no le funcionan.

En esa reunión, planteó la necesidad de alentar una candidatura de unidad porque, advirtió, le haría daño a la organización sindical de aferrarse a imponer a quien habrá de sucederlo. 

El retorno del doctor Pedro Mario Zenteno Santaella, ahora como director general del ISSSTE, impactó en el proceso de elección de los dirigentes sindicales, por el definitivo distanciamiento con Victoria Ranfla y la doctora Rodríguez Argüelles desde que se desempeñó como director normativo de administración y finanzas.


En la reunión con secretarios generales seccionales no estuvo la secretaria de finanzas -según esto, estaba de vacaciones en Europa- quien, hasta noviembre era la precandidata con mayores posibilidades de conseguir la nominación oficial para ser presidenta de ese sindicato con una membresía de unos 75 mil trabajadores –Raúl Arellano fue sólo distractor-.

La sorpresivamente designación de Zenteno Santaella para sustituir en la dirección general a Luis Antonio Ramírez Pineda, derrumbó la eventual candidatura de la doctora Rodríguez Argüelles, por las fricciones que mantuvieron a lo largo de casi dos años. El protagonismo no es buen consejero.

El distanciamiento de Victoria Ranfla y la doctora Rodríguez Argüelles con el director general, quedó de manifiesto al no acudir el SNTISSSTE y sus principales dirigentes a la salutación por su nombramiento. Una grosería innecesaria; debieron privilegiar la institucionalidad, pero optaron por la vícera. ¿Tampoco lo visitarán con motivo del año nuevo?

Frente a ese escenario, es evidente que la mejor opción es la construcción de una planilla de unidad hacia la elección, a cambio que Victoria Ranfla y su grupo no se aferren a conservar la presidencia y las posiciones estratégicas, así como no intentar la protección de personajes corruptos como Francisco García Culebro y sus familiares -especialmente Erick Arturo García Salamanca Varela, presidente de la comisión de auxilio, sobre quien pesa el fantasma de acciones penales por el manejo fraudulento del multimillonario fondo de la comisión de auxilios-.

El candidato al liderazgo estará obligado a un viraje en la conducción sindical, a fin de mostrarles a los trabajadores que combatirá con energía actos de corrupción. No hacerlo, lo convertiría en cómplice del saqueo de sus dineros, como a lo largo de casi 13 años la familia García Culebro -incluidos Francisco José, Carlos Fermín, Edmundo Ulises Cortés Sagredo y José Luis García– lo hicieron enriqueciéndose de manera escandalosa, por lo que deben enfrentar las consecuencias. 

La ostentación de la que hacen gala no sólo los hijos de Pancho, sino personajes como las hermanas Aguilar Figueroa -Paola Dominique, Sarah Raquel y Ana Sofía-, es un insulto para los trabajadores que sobreviven con míseros salarios, porque durante nueve años de gestión de Victoria Ranfla no hubo interés en revisar las condiciones generales de trabajo en el ISSSTE. Esas prácticas deben no sólo ser erradicadas, sino incluso perseguidas legalmente.

Desde la gestión de José Luis Rodríguez Camacho, la familia García Culebro y sus incondicionales han gozado de impunidad que les llevó a cometer excesos que no pueden repetirse, incluida una enorme lista de aviadurías disfrazadas de comisiones sindicales que incluye hijos, esposas e incondicionales.

Victoria Ranfla cometió una diversidad de errores en su segunda gestión: alentó que la doctora Rodríguez Argüelles y Luz Ericka Pérez Tovar riñeran con Javier Huerta Jurado y Zulma Carvajal Salgado -ex subdirectores de personal en la Dirección Normativa de Administración y Finanzas y administrativa en el Hospital Regional 1o de octubre-, lo que agudizó su distanciamiento con el doctor Zenteno Santaella. No hizo nada para revisar las condiciones generales de trabajo y solapó la entrega de equipo de pésima calidad para beneficiar económicamente las empresas de Luis Francisco Molleda Cámara y Sergio “El pollo” Moreno -por decisión del nuevo director general del ISSSTE les cancelaron las partidas que se les habían asignado en los últimos días de la gestión del general Jens Pedro Lohmann-.

La convocatoria al congreso extraordinario fue firmada por el presidente del SNTISSSTE y los tres secretarios de organización: de la Ciudad de México, Luz Ericka Pérez Tovar; de la zona norte, Rosa Munguía Gaspar; y de la zona centro sur, Ausencio González Baza. Los trabajos se realizarán en Oaxtepec los días 22, 23 y 24 de febrero.

El único tema que se discutirá será la reforma al estatuto sindical, a fin de homologarlo con lo que establecen los artículos 69 de la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado (LFTSE) y 371 y 373 de la Ley Federal del Trabajo (LFT) y, señala la convocatoria, demás relativos y aplicables a la libertad sindical, elección de directivas sindicales a través del voto personal, libre, directo y secreto; equidad de género, integración de órganos electorales colegiados y autónomos, rendición de cuentas, convocatoria y legalidad de asambleas sindicales convocadas por los trabajadores, notificación de convocatorias al TFCyA, y convocatoria a comicios con una anticipación no menor a 15 días.

Un aspecto sobresaliente, es que la base vigésimo (sic) tercera, prevé que de decidir la asamblea que la votación -sobre las propuestas- sea secreta y directa, se instalará una urna que será revisada y sellada y en la que los delegados con derecho a voto depositarán sus boletas.

Las ponencias para que sean estudiadas y sometidas a consideración del congreso, deberán ser entregadas, establece la base vigésimo (sic) primera, a más tardar el 7 de febrero.

El congreso extraordinario se integrará con delegados electos en cada una de las 48 secciones que conforman el SNTISSSTE, uno por cada 200 trabajadores o por por fracción mayor a 100, de conformidad con lo que establece el estatuto sindical actual.

Una vez que el estatuto sea reformado, el comité ejecutivo nacional y el comité electoral convocarán a la elección de los dirigentes sindicales nacionales para los siguientes cuatro años con las nuevas reglas, es decir mediante voto personal, libre, secreto y directo de todos y cada uno de los afiliados, lo cual, se calcula, se deberá realizar entre marzo y abril.

Pese al negro panorama que tiene enfrente, Victoria Ranfla juega su última carta: sólo él y su grupo de incondicionales -Mario Armando Ordaz Santos, Alberto Noé Berumen, Edmundo Ulises Cortés Sagredo, Ernesto Pacheco y Guillermina Galindo- conocen el proyecto de reforma al estatuto que someterán a análisis, discusión y eventual aprobación en el congreso extraordinario. 

El objetivo pareciera que el presidente saliente del SNTISSSTE se erigiera en el gran elector que le permita convertirse en el poder real de decisión en los siguientes años. Una apuesta arriesgada que no consolidar, puede llevarlo, a él y a los suyos, a enfrentar denuncias penales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button