Perlas sueltas

Ante el olor a derrota en sección VI, los García Culebro despilfarran en compra de votos

En las elecciones para delegados al congreso de reforma estatutaria, este martes 8 de febrero, utilizan todas sus mañas para conservar el manejo del multimillonario fondo de la comisión de auxilios

  • Decididos a que no les arrebaten el control de la sección VI Estancias de Bienestar y Desarrollo Infantil (EBDI’s) del SNTISSSTE, Francisco José García Culebro y sus hijos, hacen gala de marrullerías -acumuladas a lo largo de más de 30 años-, para ganar las elecciones de delegados que se celebrarán este martes 8 de febrero que participarán en el congreso de reforma estatutaria.

 

  • Saben que el triunfo en la seccional es fundamental para aspirar a mantener el manejo del multimillonario fondo de la comisión nacional de auxilios con el que se han enriquecido. Por vez primera desde que el patriarca ejerce un cacicazgo absoluto, enfrentan a una planilla de oposición cuyos dirigentes pueden derrotarlo.

 


  • La familia presenta dos debilidades: sospechas del manejo corrupto que en los últimos 13 años ha hecho del fondo de la comisión de auxilios que les permite a sus hijo, Francisco Enrique, Erick Arturo y Delmy Enriqueta y a su hijastra Ana Paola un lujo que raya en la extravagancia; y una enorme lista de más de 70 comisionados sindicales, muchos vulgares aviadores.

 

  • Desde 2009 esa familia controla la comisión de auxilios. Hasta 2013 el patriarca fue su presidente; y en mayo de 2017 su hermano Carlos Fermín la entregó a su hijo Erick Arturo García Salamanca Varela -el patriarca ha sido el tesorero los últimos cinco años-. En ese tiempo sólo en una ocasión han informado de los ingresos que genera el fondo que actualmente asciende a 959.9 millones de pesos.

  • Entre quienes, desde hace años, gozan de comisión sindical, destacan la hija menor Delmy Enriqueta García Salamanca Varela y su hijastra Ana Paola Pastrana Varela; María Inés Olguín Pérez y Marcela García Rosas -esposa e hija de Carlos Fermín-; Rosa María Martínez Jiménez y Blanca Celina Mendoza Jáuregui -esposas de Salvador Díaz Castro y José Sebastián Chávez Pérez, ex secretarios generales seccionales-; y María Teresa Morales de Anda -a petición de Edmundo Ulises Cortés Sagredo-.

 


  • En la sección sindical han sido secretarios generales Francisco José, sus hermanos Rosa Margarita y Carlos Fermín, y su hijo Francisco Enrique García Salamanca Varela. La intención es que en los próximos cuatro años lo sea su otro hijo, Erick Arturo.

 

  • Para mantener el control del fondo de la comisión de auxilios, el proyecto de la familia es que la presida hasta 2026 el hijo mayor, Francisco Enrique. Lograrlo depende de obtener un triunfo contundente en la sección sindical VI EBDI’s que les permita tener condiciones de negociación y formar parte de la planilla de unidad que se prevé se integre para la elección con el estatuto reformado.

 

  • La corrupción con la que manejan esa comisión, les permite la compra de lealtades a cambio de departamentos, coches de lujo y dinero, especialmente a mujeres. En otros casos hacen préstamos que se pagan a terceros: una tarjeta bancaria con terminación 5096 permitiría deslindar sospechas si su titular forma parte de esa red delictiva.

 

  • Se han lanzado a la guerra de manera decidida: amenazan, chantajean, ofrecen dádivas y utilizan el control de la sección para imponer reglas draconianas en las elecciones de este martes 8 de febrero en los 66 centros de trabajo en la Ciudad de México.

 

  • A Mónica Alonso de la Rosa, Miriam Ruiz y José Manuel Sebreros, líderes de la oposición, los tienen sujetos a una estrecha vigilancia y les ha hecho llegar mensajes intimidatorios para que desistan de continuar en campaña y no se presenten a las elecciones ni designen representantes de su planilla en los centros de trabajo.

 

  • A quienes les deben favores, los han incentivado con dinero -lo que les sobra por el manejo corrupto del fondo de la comisión de auxilios- para que llamen a no votar por la planilla de oposición. Huelen la derrota y el riesgo que el patriarca, Erick Arturo e incluso Luis Miguel Victoria Ranfla enfrenten denuncias penales.

 

  • A los trabajadores les ofertan plazas para hijos y familiares y movimientos escalafonarios o en otros casos les recuerdan que gracias a ellos laboran en el ISSSTE, para presionarlos a que voten por su planilla, la oro, mientras despotrican que los quieren despojar de la sección, la que consideran patrimonio familiar.

 

  • Para inhibir el voto, programaron que en cada centro de trabajo la elección sólo dure media hora, tiempo durante el cual deberán desahogarse los seis puntos previstos en la orden del día: lista de asistencia, instalación, elección de un secretario y dos escrutadores, elección, toma de protesta de los delegados electos y clausura.

 

  • En la Subdirección de Capacitación y Servicios Educativos, el centro de adscripción de García Culebro, los 13 trabajadores elegirán un delegado al congreso seccional -el patriarca espera ser él-. La asamblea delegacional iniciará a las 9:30 de la mañana, a fin de que el representante de la seccional compruebe que hay quórum con el pase de lista.

 

  • El 17 de enero en Tijuana, Catalina Baeza festejo con Miguel Ángel Piñón Rojo, Zulema Camarena Fano, Cruz Graciela Villegas Escobar y Francisco Lizarraga el triunfo electoral en la sección estatal de Baja California. La ex secretaria de organización en la CDMX del SNTISSSTE, cree garantizadas las comisiones sindicales de cuatro de sus hijos y de ella los próximos cuatro años.

 

  • Desde principios de semana, el estado de salud de Luis Francisco Molleda Cámara se agravó, infectado de Covid-19. Le deseamos que supere el difícil trance que enfrenta y se recupere de manera paulatina.

 

“Los textos escritos en esta columna no son informaciones con sustento en documentos;  son versiones no confirmadas que se escuchan en los sindicatos.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button