Perlas sueltas

En la clínica Churubusco, Norma Liliana exhibió su debilidad para presidir el SNTISSSTE 

Los resultados electorales en la sección IV "Clínicas de especialidades", son un mensaje que los trabajadores están hartos de Luis Miguel Victoria Ranfla

• La elección de delegados que integrarán el Segundo Congreso Nacional Extraordinario del SNTISSSTE que sesionará los días 22, 23 y 24 de febrero, ha sido  tan sorpresiva, que incluso la doctora Norma Liliana Rodríguez Argüelles, debió recurrir a acciones impensables en ella para evitar la derrota en la Clínica de Especialidades “Churubusco”, su centro de trabajo.

• La doctora Rodríguez Argüelles se perfila como la candidata oficial para sustituir a Luis Miguel Victoria en la presidencia sindical, por la que se pronosticaba obtuviera un triunfo contundente frente a Daniel Castro López, un candidato sin antecedentes en el sindicalismo en el ISSSTE.


• Si bien ganó su planilla, la dorada, lo hizo con apenas 123 votos, y porque llevó a un número importante de comisionados sindicales -vulgares aviadores-, desconocidos para la mayoría de los 258 trabajadores de base, pero que están adscritos en esa clínica. Aun así, la planilla verde de Castro López le arrebató 74 votos de los 212 que votaron -15 fueron anulados-.

• Ese resultado debe interpretarse también como una derrota para la secretaria general de la sección IV “Clínicas de especialidades”, Lucía Dolores García Rojas, de quien también es su centro de trabajo, por el pobre trabajo realizado en su gestión, más preocupada en atender asuntos del corazón.

• Para la doctora Rodríguez Argüelles, ese apretadísimo triunfo la exhibe como una débil precandidata al liderazgo de más de 75 mil trabajadores afiliados al SNTISSSTE, incapaz de convencer a sus propios compañeros en la Clínica de Especialidades “Churubusco”, por lo que tuvo que recurrir a mañas deleznables para ganar. En una elección nacional sería arrasada por Hilario Ramírez Chavez.


• Fue incapaz de distanciarse oportunamente de la influencia de Victoria Ranfla y dedicarse a construir su precandidatura, confiada en que a base de billetazos y con el apoyo de funcionarios del ISSSTE, tendría garantizado el triunfo por la dirigencia nacional. Se convirtió en un guiñapo.

• Ni siquiera fue capaz de cuestionar el corrupto manejo del multimillonario fondo de la comisión de auxilios sindical que ha realizado la familia de Francisco García Culebro, más preocupada en quedar bien con Victoria Ranfla. Tampoco presionó para que en los últimos nueve años se revisaran las condiciones generales de trabajo.

• La sustitución de José Alfredo Merino Rajme en la dirección del Centro Médico Nacional “20 de Noviembre” y la designación del doctor Pedro Mario Zenteno Santaella como director general del instituto, la dejó sólo con el apoyo de la cuestionada subdirectora de personal, Judith Rojas Velasco.

• Para el presidente saliente del SNTISSSTE, los resultados electorales en esa sección -que maneja a su antojo desde hace más de 30 años- son muestra del repudio de los trabajadores: los ex secretarios generales José Luis Miranda e Hilda Cruz Tornez, sus incondicionales, perdieron en las clínicas de neuropsiquiatría y especialidades dentales.

• A Miranda, sus compañeros trabajadores le hicieron patente su rechazo, otorgándole apenas 3 votos. Alguien con dignidad, se retiraría del sindicalismo. Él fue secretario de uniformes y ropa de trabajo, en la primera gestión de Victoria Ranfla en la dirigencia nacional, entre 2013 y 2017.

• Para el grupo de la doctora Rodríguez Argüelles y Victoria Ranfla, los resultados en otras secciones también les son adversos: en el Hospital Regional “Gral. Ignacio Zaragoza”, la planilla naranja de Christian Hernández y Miguel Raya, con 511 votos, desapareció a la oro de Mauro Adrián Vega; en el “1o de octubre”, el triunfo de la planilla de los doctores José Alberto Sevilla Méndez y Olinka Mendoza fue contundente.

• En Chiapas, María de Lourdes Poiré, fue arrasada desde su centro de trabajo por la planilla plata del doctor Martín Díaz de León; en Michoacán, Ramiro Tena obtuvo un triunfo definitivo, mientras en Baja California, Miguel Ángel Piñón ganó ampliamente Mexicali y se hizo con la representación estatal.

• Y desde ayer iniciaron elecciones en el Centro Médico Nacional “20 de Noviembre”, que con una nómina de 2 mil 700 trabajadores de base, el más importante en el ISSSTE. El pronóstico es que el triunfo lo disputarán las planillas roja, del doctor Antonio Ceballos, y Rosa, de Francisco González Esquivel.

• El gobierno de la doctora Claudia Sheinbaum sorprendió con la sustitución de Víctor Martínez Corona en la presidencia de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje. La pandemia agudizó el rezago en los últimos dos años, un reto para Eleazar Rubio Aldarán -quizá por ello el gesto de incredulidad de Martha Guadalupe Arellano Jasso, quien desde la secretaría general de asuntos individuales, contribuyó al desastre-.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button