Agenda Propia

“¡Te voy a romper la madre”! Amenaza García Culebro a líder opositor en sección VI

Concluido el congreso seccional, el 14 de febrero, el aún cacique seccional en el SNTISSSTE y su hijo Erick Arturo Garcia Salamanca Varela amenazaron de muerte a José Manuel Sebreros Meza

Por el Pordiosero 

Cuando ejercía el control absoluto en la sección sindical de las Estancias de Bienestar Infantil (EBDI’s) del ISSSTE, Francisco García Culebro acostumbraba comprometerse a que cuando perdiera una elección con los trabajadores, se jubilaría. Casi 40 años después, el día llegó: el lunes 14 de febrero, su planilla perdió las elecciones de delegados al congreso extraordinario de reforma estatutaria.

Una emergente planilla verde de oposición le ganó la elección de los 12 delegados que representarán a esa sección en el congreso. Con 52 años de antigüedad -ingresó a trabajar al ISSSTE en enero de 1970- supera en exceso los dos requisitos que la ley exige para tramitar una pensión por jubilación: edad y tiempo de servicio.


Sin embargo, el día de su derrota mostró no haberse preparado para que los trabajadores le pusieran fin a su largo cacicazgo: momentos después que el representante de la dirigencia sindical nacional anunciara que la planilla verde había obtenido 72 de los 118 votos, no se contuvo y se acercó a José Manuel Sebreros Meza, uno de los líderes -las otras dos son Mónica Alonso de la Rosa y Miriam Ruiz– a los que no pudo ganarles.

-¡Te voy a romper la madre! -sus palabras fueron escuchadas por algunos trabajadores en el teatro Ciudadela del SNTISSSTE-.

-¡Así como tuviste huevos para enfrentarme, tenlos para pagarme el dinero que me debes!


-¿Que dinero te debo?¡Yo no te debo nada! -Sebreros respondió con la mayor calma posible-.

Detrás del patriarca de la familia García Culebro, iba su hijo Erick Arturo García Salamanca Varela, presidente saliente de la comisión nacional de auxilios del Sindicato Nacional de Trabajadores del ISSSTE.

-¡Conmigo vas a ver!¡Conmigo! -secundó Erick Arturo en las amenazas lanzadas por su padre-.

No son amenazas de muerte intrascendentes: detrás parecen esconderse los temores de enfrentar denuncias penales por manejo fraudulento del fondo de la comisión nacional de auxilios del SNTISSSTE -hasta el 26 de enero tenía 959.9 millones de pesos- que les ha permitido acumular una cuantiosa fortuna de lujos y excentricidades.

Lee: Derrota electoral coloca a los García Culebro, ante denuncias penales por corrupción

 

De acuerdo con una carta que trabajadores dirigieron al presidente Andrés Manuel López Obrador, la familia García Culebro habría comprado una casa en la Colonia Jardines del Pedregal -ubicada, ahora se sabe, en Avenida de las Fuentes número 641, cuyo valor se estima en alrededor de 3 millones de dólares-, cercana en la que vivía el patriarca y que actualmente ocupan sus hijos Francisco Enrique y Erick Arturo.

Según esto, a una mujer de nombre Andrea Monserrat -por ahora nos reservamos los apellidos-, el patriarca la retiró de vender figuras religiosas en La Villa, ingresándola al ISSSTE para comisionarla sindicalmente a la comisión de auxilios, le regaló un departamento y una camioneta de lujo -Kia Soul color blanco-.

A la hija más pequeña, Delmy Enriqueta García Salamanca Varela (número de empleada 377517), le mantiene la comisión sindical -una prerrogativa legal para percibir el salario sin acudir a su centro de trabajo, porque, se supone, realiza labores sindicales-, pese a que realmente vive en Cancún, donde el patriarca le puso un negocio.

No es el único caso de irregularidades que pudieran incluso incurrir en delitos por fraude al ISSSTE: Ana Sofía Aguilar Figueroa -su hermana Pamela Dominique ejerce una influencia determinante en los García Culebro-, desde que se casó hace unos años, vive en Francia, de acuerdo con pesquisas de los propios trabajadores. Ingresó el 1 de noviembre de 2013 como trabajadora de base con número de empleada 353848, con comisión sindical. ¿También en la Secretaría de Finanzas del SNTISSSTE se le paga compensación?

La contundente derrota que la planilla verde de oposición le propinó en la elección de delegados al congreso seccional extraordinario -donde se eligieron a quienes los representarán en el congreso de reforma al estatuto sindical y que se inauguró este martes 22 de febrero-, la propició el mismo patriarca, incapaz de frenar los excesos de la familia y con sus propias actitudes de prepotencia.

Hace unos cuantos años exhibió a Mónica Alonso de la Rosa en una reunión de la sección sindical, quien molesta por el trato denigrante, renunció a la Secretaría de Uniformes.

Más recientemente, con la muerte de Armando Ramírez de la Rosa, secretario de Estancias de Desarrollo Infantil de la dirigencia nacional, la cartera quedó acéfala. García Culebro pretendió bloquear que asumiera la titularidad el suplente, José Manuel Sebreros, en lo que hubiese sido una flagrante violación al estatuto sindical; pretendía colocar a una ex directora de estancia infantil.

El presidente del SNTISSSTE, Luis Miguel Victoria Ranfla no aceptó la maniobra permitiéndole a Sebreros Meza convertirse en el titular de la cartera. Para no ahondar el disgusto del cacique sindical, no le otorgó la oficina que le corresponde.

Tanto la señora Alonso de la Rosa como Sebreros y Miriam Ruiz, impulsaron la integración de la planilla verde que por vez primera en casi 40 años enfrentaron en una elección el cacicazgo de García Culebro y lo derrotaron ampliamente -lo que no logró Rodolfo Yepez-, cancelándole cualquier posibilidad de negociar el control de la comisión nacional de auxilios y el manejo discrecional de multimillonario fondo y los réditos que genera -del que en cinco años no han rendido informes-.

A esa pérdida se sumará el control de la sección sindical -una de las más importantes del SNTISSSTE-, de donde emanaba el poder de negociación del patriarca y en la que su hijastra Ana Paola Pastrana Varela es secretaria de finanzas. Las elecciones por la dirigencia, se realizarán un par de meses después que inicien su gestión los líderes a nivel nacional, en las que nuevamente el voto de los trabajadores les será adverso, de acuerdo con las expectativas.

Así se explican las amenazas de muerte a Sebreros Meza el lunes 14 de febrero, una vez concluido el congreso seccional.

Amenazas que no deben quedar impunes, porque el patriarca tiene relación con un par de personajes -uno de ellos un matón originario de Cuautla, en Morelos, de nombre Daniel, y otro a uno de cuyos hijos mantiene comisionado sindicalmente- pandilleros capaces de cualquier cosa para ganarse unos miles de pesos y conservar canonjias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button