Opinión

Operación de Estado en la Suprema Corte de Justicia de la Nación

El Supremo Poder de la Federación se divide para su ejercicio en Legislativo, Ejecutivo y Judicial, así lo señala nuestra Constitución Federal, y esté último su ejercicio será atreves de una Suprema Corte de Justicia y en atención al principio de división de poderes, es unos de los elementos imprescindibles de la organización del Estado, y que tiene por objeto evitar el abuso de poder

por Jacinto de la Cruz Vázquez

 

Esté es objeto rector de la constitución y autonomía del Poder Judicial de la Federación. Por esas mismas razones, se encuentra limitado a inmiscuirse en asuntos políticos del Estado Mexicano.


Es una pena, lo que en este sexenio esta pasando con la Suprema Corte de Justicia de la Nación, lejos de administrar justicia y dar certeza jurídica a las sentencias, con el actuar del presidente ministro Arturo Zaldivar Lelo de la Rea, nos deja mucho que desear con su declaración, en la presentación del libro Autobiografía Jurisprudencial. Al denunciar la injerencia de Felipe Calderón, en el asunto de la guardería ABC.

Y por cierto con está declaración el libro, paso a segundo plano y que tal vez fue utilizado, como motivo para dar a conocer esa noticia.

Pero antes debemos recordar como llego a la Presidencia el Ministro Arturo Saldivar, obedece a la renuncia del exministro Eduardo Medina Mora, quien bajo el sospechismo de una investigación de la Fiscalía General de la República, se vio obligado a presentar su renuncia al Tribunal Constitucional, sin que mediara el motivo, que lo conllevara hacerlo, a pesar que nuestra Constitución, solamente señala una sola y única razón que procede es por una causa grave, por las cuales deben renunciar los Ministros, y el Presidente de la República (Poder Ejecutivo), acepto la renuncia y el señor Andrés Manuel López Obrador, propuso a una terna para sustituir al Licenciado Eduardo Medina Mora, como lo establece nuestra Ley Suprema.


En lo que va este sexenio 2018 – 2024 el Presidente de la República, ha nombrado a tres ministros Juan Luis González Alcántara Carranca, Yasmín Esquivel Mossa y Ana Margarita Ríos Farjat, recordemos que son once los ministros que integran la Suprema Corte de Justicia.

Ahora, después de la renuncia de Eduardo Medina Mora, se nombró como Presidente Ministro a Arturo Saldivar, en este sexenio, y también es importante traer a colación que Andrés Manuel López Obrador, propuso ampliar su gestión en la presidencia, violando el artículo 97 de la Constitución Federal.

Y bueno no fue aceptado por el actual presidente ministro, pues, sí lo hacía se vería demasiado tendencioso, a que comparte visiones con el titular del Poder Ejecutivo, aunque no es un secreto, sería una locura, qué sin reformar la ley, amplie su gestión, por la propuesta del Ejecutivo. Y esto provocaría un caos en nuestro País, que el Poder Ejecutivo y Judicial, violaran la Constitución, que ambos juraron respetarla.

Todo pasa en México y más en este sexenio, de esta manera llego a la presidencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Saldivar, y acaso esto no es un claro favoritismo por el Ejecutivo, pues esté presiono para que renunciara Eduardo Medina Mora, con investigaciones qué hasta la fecha actual, no sabemos en que concluyo, al parecer todo quedo en calma con la renuncia, y acaso esto ¿no es una operación de Estado?, como lo llama Arturo Saldivar.

Con la declaración de Arturo Saldivar, denunciado que fue obligado a resolver, una sentencia, que no perjudicara a la familia del entonces Presidente de la República Felipe Calderón Hinojosa, y a su esposa, por un asunto de los niños de la guardería ABC, y ¿Por qué hasta ahora lo declara?, pregunta que he escuchado en los medios de comunicación, y por parte del Presidente de la Cámara de Senadores, y otro cuestionamiento resurge, que tal vez nadie quiere hacerse o que el Ministro Presidente, no se dado cuenta de su falta grave, ¿Por qué no lo denuncio? el omitir de denunciar un hecho, ante la autoridad correspondiente, para que iniciara una investigación, por parte de un servidor público, como ministro de la Suprema Corte,  tenia la obligación de hacer del conocimiento para la indagatoria, y acaso esté hecho, no es una falta grave, pues, el no hacerlo, pierde credibilidad de la impartición de justicia, sí esto sucede en las máximas esferas, que no sucederá más abajo, para las personas que depositan la confianza en la buena fe de la administración de justicia. Es lamentable, que el Poder Judicial de la Federación, haya caído tan bajo, en este sexenio.

El Ministro, que si no es cierto las afirmaciones que hizo, es una obligación que debe probar, muy bien lo sabe, como experto en la materia, y el no hacerlo, solo quedaría, como una cortina de humo, para pretender, minimizar el asunto del hijo de Andrés Manuel López Obrador, que actualmente se encuentra en boca de todos los mexicanos, ¿y esto tampoco es una operación de Estado? por eso existen los dichos, el pez por su boca muere.

Es terrible, que el presidente ministro, se encuentre envuelto en estos temas polémicos del rubro de la política, que no es de la incumbencia del Poder Judicial, además repercute en la envestidura de la honorabilidad de la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Además esa acusación que realiza Arturo Saldivar, y que omitió a hacer algo en tiempo y forma, además tenía la obligación de hacerlo, como servidor público, y este a su vez puede ser sancionado con juicio político, como lo indica los artículos 109, 110 y 111 de la Constitución General, su actuar del presidente ministro, ha dejado con mal sabor, a la comunidad de abogados, pues ¿En manos de quien ésta nuestro máximo Tribunal?

Los mexicanos, nunca nos enteramos, de la operación Estado, cuando estaba en campaña López Obrador, que decía “voten seis por seis”, estábamos  entregando a México, a la dictadura, porque de esa manera, la mayoría del Congreso de Unión, se volvió un sólo partido, entonces se encuentra a merced del Presidente de la República, y nadie lo vio venir, que el objeto de esas palabras, que significaba “tu pueblo”  entrega el poder legislativo, para se encuentre bajo el yugo del Poder Ejecutivo.

Ahora es inadmisible que el Poder Judicial, se encuentre a la obediencia del Presidente de la República, es por esa razón que los analistas indican que México, va directo a una dictadura. Estamos perdiendo el equilibrio de Poderes México.

Los ministros no deben guardar ninguna lealtad, al Presidente de la República, en turno, quien los propone como Ministro a la cámara de Senadores, que éste a su vez aprueba, este proceso, es para evitar que no haya favoritismo o preferencia o como coloquialmente decimos “haya dedazo” y que los integrantes de la Suprema Corte de Justicia de la Unión, tenga independencia e imparcialidad en la decisión de los asuntos, sobre todo cuando les toque resolver y se encuentre en relación a los intereses del Estado Mexicano o familiares.

Entonces el actual presidente Ministro Arturo Saldivar, señala en la conferencia qué en un acto de lealtad, aviso y acudió el titular del Secretario de Gobernación Gómez Mont, a sus oficinas, para hacer del conocimiento el sentido de la sentencia. Desde cuando un Juez, manda a llamar a las partes conflicto, su actuar de Arturo Saldivar, deja mucho que desear en el cargo  que desempeña, con su actitud de lealtad, sí no le debe lealtad, a la persona que ocupaba el cargo como Presidente de la República, en ese entonces, sí la lealtad e imparcialidad es para los mexicanos, además, cuando aceptó el cargo como Ministro, juro respetar la Constitución y no a Felipe Calderón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button